miércoles, 29 de agosto de 2012

¿TABLETAS DIGITALES O NETBOOKS? (2/3) ORIENTACIONES y MODELOS DIDÁCTICOS

Ver 1ª parte - ver 3ª parte - ver presentación multimedia

ORIENTACIONES PARA LA INTEGRACIÓN Y UTILIZACIÓN  DE LAS TABLETAS EN LOS CENTROS
Microsoft Surface
Se presentan a continuación algunas orientaciones básicas para la correcta integración de los dispositivos digitales en las aulas y los centros docentes:

- Ante todo, debemos tener un plan. Es necesario tener un buen proyecto de implementación en los centros, consensuado por la comunidad educativa. Y deberá realizarse una buena gestión del mismo, que contemple un seguimiento permanente y una evaluación periódica de su ejecución y de los resultados que se van obteniendo.


“Creo que para introducir la tableta, es necesaria una buena planificación siguiendo la línea pedagógica de cada centro. Introducirla de forma gradual, primero que algunos profesores experimenten con ella, y que transmitan su experiencia a otros profesores. Sin duda se tendrá que realizar una formación, pero el intercambio de experiencias es muy positivo” [Silvia Caballeria].


En este plan se deberá considerar el modelo tecnológico más adecuado en cada caso (aulas específicas, algunas tabletas de apoyo en el aula, carros portátiles o tableta personal). Y caso de optar porque cada alumno disponga de su tableta personal, se deberá determinar si éstas deberán ser adquiridas por las familias o serán propiedad del centro.

- Considerar las múltiples posibilidades de uso de las tabletas en cada asignatura o contexto y según las actividades a realizar:

- Actividades individuales y en colaboración... (en parejas, grupo) con la orientación del profesor. Se realizarán múltiples agrupamientos de los estudiantes (evitar que trabajen siempre juntos los mismos alumnos; organizarlos por parejas o grupos en los que se puedan ayudar y puedan aprender los unos de los otros). Se incentivará a los estudiantes para que compartan y debatan con sus compañeros.
- Uso para actividades en el aula, en casa, en las salidas (museos, excursiones…), para actividades extraescolares
- Uso puntual para practicar con alguna app educativa adecuada al tema que se está tratando en clase o, uso frecuente para practicar con apps educativas o  uso habitual como instrumento de apoyo al estudiante realizando funciones de libreta, libro y cuaderno de ejercicios, calculadora…

Sugerimos que a medida que profesores y alumnos se acostumbren a la tableta digital, no se utilice solamente como libro de texto (fuente de información), cuaderno de ejercicios apps educativas autocorrectivas) o libreta (editor de textos, editor de notas), Utilizarla también para que los estudiantes se comuniquen, se hagan preguntas, trabajen colaborativamente, desarrollen su creatividad… La permanente posibilidad de comunicación de los estudiantes entre sí (en presencial y con la tableta digital) permite disponer de una doble comunidad  colaborativa de aprendizaje (presencial y virtual).

Su  gran multifuncionalidad como herramienta de trabajo (acceso a fuentes de información, almacenamiento y proceso de datos, edición de documentos textuales y multimedia, comunicación y compartición de documentos, realización de ejercicios autocorrectivos…) y su portabilidad las convierten en una buena opción como  instrumento y entorno de trabajo para el desarrollo de múltiples actividades de aprendizaje en cualquier momento y lugar.  

Además, si disponen de conector HDMI pueden conectarse al videoproyector de la clase (algunos proyectores sin conexión HDMI exigirán utilizar un adaptador “HDMI to VGA”) cuando convenga para compartir y comentar contenidos con todo el grupo clase.

También se podría considerar su uso integrado como un instrumento más dentro de una plataforma de gestión del aprendizaje LMS.

- Promover el uso del lenguaje audiovisual. La tableta digital es un instrumento esencialmente multimedia, aprovechemos esta funcionalidad para incentivar que en los trabajos que realicen los estudiantes se usen fotos, elementos multimedia, esquemas, presentaciones “interactivas”… Ahora disponiendo de una tableta digital es factible y sencillo.

- Tiempos de uso y autonomía en el uso de las tabletas digitales en clase. Aunque las tabletas sean unos instrumentos versátiles y constituyan un apoyo ideal para muchas de las actividades de aprendizaje, no hemos de olvidar que debemos seguir escribiendo también a mano y que debemos utilizar todo tipo de instrumentos tecnológicos y no tecnológicos (libretas, libros…).

Para orientar la integración de los recursos tecnológicos en las aulas (netbooks y pizarras digitales) para los últimos cursos de Primaria y para la Enseñanza Secundaria, hace cinco años elaboramos la siguiente propuesta de distribución del tiempo semanal de clase, que ha sido experimentada (con ajustes diversos) en centenares de centros con buenos resultados. Por ello, considero que puede ser válida igualmente para las aulas con tabletas digitales; se trata de repartir el tiempo semanal de cada asignatura (por supuesto no incluyo Educación Física, Música, Plástica…, que requieren dinámicas distintas) en cuatro grandes grupos de actividades:

- 20% del tiempo semanal: Explicaciones profesor en la pizarra digital, para presentar temas y hacer preguntas a toda la clase, proponer actividades de aprendizaje, mostrar y comentar recursos que los alumnos pueden explorar…Opcionalmente se puede autorizar a los alumnos el uso simultáneo de la tableta para tomas apuntes u otras actividades, no obstante hay que tener en cuenta que se multiplica el riesgo de distracción del alumnado.
- 30% Exposición de trabajos de los estudiantes en la pizarra digital.  Actividad grupal donde un alumno o un grupo expone a sus compañeros, que pueden intervenir haciéndoles preguntas o ”encontrando errores”. El profesor también interviene para revisar los trabajos que se presentan y valorar todas las intervenciones. Si se considera que puede enriquecer la actividad, en algunos casos se puede autorizar a los alumnos oyentes el uso simultáneo de la tableta.
- 30% Trabajo individual o grupal de los estudiantes con el apoyo de la tableta digital. Este es el tiempo en el que los estudiantes realizan ejercicios autocorrectivos y todo tipo de actividades y proyectos que posteriormente serán discutidos y corregidos colectivamente en la pizarra digital o mediante otros sistemas.
- 20% Trabajo individual o grupal de los estudiantes sin apoyos tecnológicos: lecturas, esquemas manuales, trabajo en cuadernos o láminas de dibujo…

Aunque los tiempos de utilización en clase  de las tabletas digitales variarán según las edades de los estudiantes, las materias objeto de estudio, las preferencias del profesorado  y los acuerdos de la comunidad educativa, sugerimos que en el marco de la enseñanza obligatoria, a partir del ciclo medio de Primaria se podrían utilizar entre un 30% y un 60% de los tiempos semanales de clase, y siempre cuando el profesor lo indique.

Para cursos superiores, lo deseable sería que ya pudieran ser los propios alumnos los que decidieran en cada caso cuando les conviene usar la tableta, y solamente en casos extraordinarios y justificados el profesor pudiera tener que desautorizar su uso. No obstante, para llegar a esta autonomía en la utilización de la tableta (habitual en las aulas de muchas universidades con el uso de las tabletas y netbooks por parte de los alumnos), es necesario que los estudiantes hayan adquirido mucha experiencia en el uso educativo de este dispositivo y hayan alcanzado un alto nivel de responsabilidad.

- Elegir la tableta más adecuada para cada nivel educativo. Una vez determinado el modelo tecnológico que se va a implementar en cada curso, ciclo o nivel educativo, y los principales usos que va  tener en las diversas asignaturas, se deberá determinar el tipo de tableta digital más adecuada en cada caso, considerando las prestaciones necesarias, las aplicaciones educativas disponibles para cada tipo de tableta, el precio…

Si  se opta por que cada alumno tenga su tableta de propiedad (la comprará su familia), habrá que orientar a los padres (marcas, características…) para que no haya una gran disparidad de modelos y prestaciones. Lo ideal sería que todos los alumnos de un  ismo grupo dispusieran del mismo tipo de tableta.

- Asegurar las infraestructuras técnicas: ancho de banda suficiente en la conexión a Internet, cobertura de la red WIFI, pizarra digital de apoyo en las aulas…

También es muy importante disponer de un buen sistema de almacenamiento/recarga de las tabletas, ya sea en armarios fijos en el aula o en carros móviles, que deberán disponer de llave u otro  sistema de cierre seguro.
En las aulas de los estudiantes más jóvenes convendrá poder filtros de acceso a Internet, para evitar el acceso accidental o intencionado a contenidos inadecuados para los niños.

- Considerar otros recursos tecnológicos que conviene tenga cada alumno para utilizar conjuntamente con las tabletas: auriculares (para facilitar la audición personalizada de audio), disco virtual (en la intranet del centro, Dropbox u otro proveedor gratuito, el centro según vea más conveniente, dará las indicaciones a los estudiantes), lápiz de memoria… 

La principal función del disco virtual y del lápiz de memoria será guardar toda la información y trabajos que generen los alumnos, así como documentos de texto y multimedia de interés capturados de Internet o proporcionados por el profesor, con el fin de poder consultarlos, compartirlos con otros y seguir trabajando en cualquier momento y con otros dispositivos (ordenador familiar, otra tableta…). También puede facilitar el traslado de estos materiales al ordenador fijo del aula para proyectarlos por la pizarra digital. Y en algunos casos puede utilizarse a modo de "portafolio digital" en el que cada estudiante irá reuniendo sus trabajos y donde el profesor también podrá acceder para hacer un seguimiento. 

- Normativa de uso y orientaciones para su manejo y conservación. El centro elaborará una guía básica sobre el manejo de las tabletas digitales, sus principales funcionalidades y orientaciones para su mantenimiento, que será de utilidad para profesores, estudiantes y, cuando las tabletas se vayan a llevar a casa (si se opta por el modelo tecnológico de tableta personal propiedad de cada alumno), también para las familias.

Así mismo cada centro elaborará una normativa sobre el uso de las tabletas por los alumnos, que conviene sea lo más abierta posible pero ajustada a su reglamento de régimen interno. Por ejemplo, en las aulas de enseñanza secundaria obligatoria, algunas normas pueden ser:

- Los estudiantes son responsables del cuidado y buen uso de las tabletas, y deberán cuidar mantenerlas con la configuración recomendada por el centro.
- Si las tabletas se pueden llevar a casa, los estudiantes siempre las trasladarán en sus fundas, y velarán por traerla cada día al centro con la batería bien cargada.
- En las clases, las tabletas solamente se conectarán cuando el profesor lo autorice.
- Al navegar por Internet en el centro no se entrará en contenidos de carácter violento, pornográfico o inmoral de cualquier tipo.
- Las comunicaciones on-line se realizarán siempre con el adecuado respeto a las demás personas, observando las reglas de “netiquette” propias de estas redes y cuidando de la propia “identidad digital”.
- etc.

Suele dar buen resultado revisar la normativa con cada grupo de alumnos, a fin de que comprendan bien sus términos y el porqué de cada norma, y sugerirles al final que ellos hagan propuestas de mejora. Igualmente la normativa se proporcionará a las familias y será comentada en una de las reuniones de padres.


- Otros aspectos didácticos a considerar

Participación de los estudiantes. Buscar la implicación de los alumnos en las actividades y asunción de roles. Conviene reorganizar las aulas, establecer y repartir trabajos a alumnos responsables (valoración mensual en asamblea), dar nuevos roles a los alumnos (y al profesor), facilitar que participen más. Por ejemplo establecer roles como:
- Alumnos "colegas tutor", alumnos aventajados que ayudan a uno de sus compañeros.
- Alumnos "especialistas temáticos", que se especializan en un tema, elaboran una wiki sobre el mismo y se convierten en asesores de sus compañeros en esta temática.
- Alumnos "monitores TIC", que ayudan al profesorado a resolver los problemas y consultas que puedan surgir en el aula relacionadas con el uso de las TIC. Las cuestiones que no puedan resolver se consultar al profesor "coordinador TIC" del centro.


- Favorecer una construcción personal y activa del conocimiento a partir de la reconstrucción de los propios esquemas mentales mediante la realización de actividades aplicativas y contextualizadas, relacionadas con su realidad próxima, con el mundo real, que les interesen y para que tengan más significado para ellos.

- Proponer actividades que impliquen adquirir informaciónanalizarlaseleccionarlaorganizarla y relacionarlainterpretarla y aplicarla a nuevas situaciones (con lo que la información se habrá transformado en conocimiento).

- Promover el desarrollo de la iniciativa, autonomía, autorregulación progresiva de los estudiantes, conjuntamente con la responsabilidad ante sus aprendizajes y su capacidad de superación de las dificultades.

- Priorización de la reflexión y el pensamiento críticola autocrítica y la argumentaciónla imaginación y la creatividad, frente a los aprendizajes memorísticos, aunque siempre hay cosas que deben memorizarse.

Promover el desarrollo de las competencias básicas mediante actividades de descubrimiento, de investigación y aplicación de conocimientos más que la adquisición de conocimientos compartimentados. Y promover el desarrollo de las competencias TIC: manejo de programas, buscar y seleccionar información según criterios y finalidades… Por cierto, aunque en un centro se opte por las tabletas digitales (frente a los netbooks), hay que asegurar que antes de acabar la Enseñanza.Obligatoria los alumnos también estarán familiarizados con el uso de los ordenadores y sus programas [aportación de Juan Carlos Palomino].


Utilizar recursos variados, presenciales y on-line. Y atender la diversidad y la interculturalidad. Adecuación de los aprendizajes a las características de los estudiantes, a sus dificultades individuales, necesidades e intereses.

- Utilizar múltiples metodologías (expositiva, descubrimiento, investigación sistemática, trabajo por proyectos y por problemas…). Una pauta didáctica para introducir nuevos contenidos puede ser: explorar las ideas previas de los alumnos, introducir nuevos contenidos, estructurarlos y relacionarlos, formarse una idea propia (interpretar y argumentar), aplicarlos.

- Y… MUY IMPORTANTE. Seguir el trabajo de los estudiantes en clase con las tabletas, ajustar los tiempos y que SIEMPRE se corrijan los trabajos. En enseñanza Primaria y Secundaria, siempre que los estudiantes utilizan las tabletas digitales u ordenadores para realizar sus actividades de aprendizaje, conviene que el  profesor esté paseando alrededor de sus mesas de trabajo viendo lo que van haciendo y a su disposición para contestar posibles preguntas o demandas de orientación.

De otro modo, si el profesor está sentado en su mesa frente al alumnado o está ausente de la clase, las probabilidades de que los estudiantes se distraigan con Internet aumentan muchísimo.

También conviene encargarles la realización de actividades con el apoyo de las tabletas digitales con unos tiempos suficientes pero muy ajustados, de manera que si quieren terminar el trabajo tengan poco margen para la distracción.
Finalmente destacar la importancia de realizar un buen control y seguimiento del alumnado. Corregir siempre las actividades que realicen los estudiantes, aunque para ello se pueden aplicar diversos sistemas de autocorrección, corrección por pares, corrección colectiva en la pizarra… que pueden descargar al profesor de una sobrecarga de revisión de trabajos.

MODELOS DE ACTIVIDADES DIDÁCTICAS QUE PUEDEN REALIZARSE

Motorola Xoom
Como sabemos, los aprendizajes de los estudiantes dependen de las actividades que estos realizan y del empeño que ponen en aprender. Por ello, disponer de sofisticados instrumentos didáctico-tecnológicos  no asegurará que los alumnos aprendan mejor; su eficacia dependerá de las metodologías didácticas que se apliquen, de la adecuación de las tareas para sus destinatarios y de la manera en la que se gestionen las actividades de enseñanza y aprendizaje (motivación, tutorización...).

A continuación se presentan algunos modelos didácticos de uso de las tabletas digitales, que aprovechan sus funcionalidades (muchas de ellas compartidas con los netbooks): fácil portabilidad y conexión a la red (tableta = entorno de aprendizaje móvil), acceso inmediato a las infinitas fuentes de información de Internet (tableta = biblioteca), múltiples herramientas para procesar la información (editores gráficos y de texto…, tableta = libreta), todo tipo de canales comunicativos interpersonales (correo, mensajes, foros, redes sociales…) para obtener apoyo, compartir conocimiento y recursos y para la realización de actividades colaborativas (tableta = canal para comunicar/compartir), aplicaciones tipo simulador para realizar experimentos (tableta = laboratorio)...

Se trata de modelos muy genéricos de actividades de aprendizaje que los estudiantes desarrollarán con el apoyo de la tableta digital, y que en general se pueden aplicar a la mayoría de las asignaturas y cursos:

- Estudiar y realizar ejercicios con aplicaciones de contenidos educativos. Disponiendo de una tableta digital, los estudiantes dispondrán de tres grandes fuentes de contenidos educativos digitales:

- Las apps de contenidos educativos elaboradas específicamente para las tabletas, que se pueden encontrar en  mercados de apps (algunas son gratuitas). Actualmente ya se pueden encontrar numerosas aplicaciones  sobre muchos de los temas de las asignaturas, que permitirán apoyar y reforzar determinados aprendizajes de los estudiantes mediante la realización de ejercicios de grafo motricidad y pre-lectura, dibujo, ortografía y sintaxis, traducción y “listening”, cálculo, reconocimiento de instrumentos y sonidos musicales, experimentos con simuladores, navegación por Google Earth
En este apartado estarían también paquetes de aplicaciones agrupadas en forma de libros de texto digitales, que permiten trabajar de manera coherente y sistemática los contenidos de toda una asignatura.

- Los contenidos educativos on-line, accesibles con los navegadores de la tableta. Por lo tanto se puede acceder a la mayoría de los contenidos que se han elaborado hasta ahora para su uso con los netbooks y ordenadores en general, incluyendo los libros de texto digitales. Muchos son gratuitos, como los que están disponibles en los portales de las Consejerías de Educación y en las webs de algunos profesores, y además están los que han elaborado las editoriales que son de pago.
Hay que tener en cuenta no obstante que algunos de estos contenidos on-line pueden resultar inaccesibles (por ejemplo si están en formato flash y tenemos una tableta iPad, que no reconoce flash) o bien su acceso y manejo puede resultar complicado (por razones de diseño de las páginas o de la interacción inicialmente prevista con el ratón…).

- Los contenidos educativos que prepare cada profesor, y que puede poner a disposición de sus alumnos a través de su página web o blog docente, desde la plataforma educativa del centro o utilizando una app específica que facilite a los docentes la creación de ejercicios para sus alumnos. 

En cualquier caso, el estudio de unos contenidos concretos y la realización de sus ejercicios se realizarán por encargo del profesor (y según las tabletas de que disponga) a todos sus alumnos o bien a algunos estudiantes de manera individualizada según las necesidades de aprendizaje de cada uno.

Los ejercicios suelen ser autocorrectivos, lo que da mucha autonomía de aprendizaje a los estudiantes y libera al profesorado de las tareas de corrección. Si los ejercicios no son autocorrectivos se pueden corregir colectivamente en clase en la pizarra digital o bien organizar otros sistemas como la “corrección por pares” (entre los propios alumnos), la corrección por los “alumnos especialistas” en este tema, o la corrección por parte del profesor de cada uno de los trabajos.

- Alumnos buscadores de recursos. De manera voluntaria o por encargo del profesor, se tratará de que algunos estudiantes busquen recursos sobre un tema en Internet (en webs temáticos, YouTube, blogs…) y los presenten el día acordado en la pizarra digital a toda la clase. Los estudiantes que presenten los materiales deberán explicarlos a sus compañeros, y también contestarán sus preguntas.

- Alumnos investigadores: proyectos y problemas (PBL).  Se encargará a grupos de alumnos la realización de proyectos “de la vida real”, que impliquen la realización en grupo colaborativo de diversas tareas: identificación del problema y organizar el equipo, buscar información, investigar y buscar posibles soluciones y elegir la más adecuada,  desarrollar el proyecto y en su caso aplicarlo, realizar una autoevaluación y presentarlo a toda la clase en la pizarra digital para su valoración colectiva.

- Proyectos diversos a propuesta del profesor o de los propios alumnos.
- Problemas complejos, divergentes, con múltiples posibles soluciones a evaluar.
- Webquest (investigaciones guiadas) y cazas del tesoro específicas.

Las funcionalidades de las tabletas digitales (portabilidad, fuente de información, herramienta multiusos, canal de comunicación…) facilitarán a los estudiantes la realización del trabajo.

- Trabajos colaborativos de toda la clase a lo largo del curso. Los estudiantes, siguiendo las orientaciones del profesor y disponiendo para ello de tableta digital, se organizan para realizar trabajos del tipo:

- Wiki glosario de una asignatura: se determina el glosario, se buscan las definiciones en diversas fuentes y se elabora una definición propia, se seleccionan imágenes u otros elementos multimedia…
- Periódico digital (imprimible) trimestral de la clase, que incluirá diversas secciones: noticias de la clase, lo que hemos aprendido, colaboraciones personales (poemas, relatos, fotos…), etc.
- Blog diario de la asignatura: cada día un par de alumnos hacen un post con una síntesis de lo que se ha hecho en clase.
- Wikis temáticas / alumnos especialistas. Por indicación del profesor, y según intereses de los alumnos, se reparten los temas de la asignatura entre todos los alumnos organizados en grupos. Cada grupo elaborará una wiki sobre el tema asignado (incluirá explicaciones, imágenes, vídeos, enlaces de interés…), y asesorará en cuestiones sobre este tema a sus compañeros cuando lo requieran.  También pueden elaborar una batería de preguntas clave sobre el tema, que pasarán a sus compañeros.

- Alumnos creadores y periodistas. Se tratará de que los estudiantes utilizando las prestaciones de la tableta, de manera individual o en pequeños grupos, realicen actividades adecuadas a su edad y de interés para las asignaturas que supongan la creación de un material. Al final, presentarán estos materiales a toda la clase en la pizarra digital, donde los compañeros y el profesor podrán hacer sus comentarios y valoraciones.

- Elaborar fichas o montajes multimedia de noticias a partir de fotos capturadas con su cámara en el barrio o la escuela.
- Hacer entrevistas de audio o vídeo a personas del barrio, de su familia…
- Realizar reportajes dentro y fuera de la escuela (mi barrio, desayunos saludables…) en formato presentación multimedia o vídeo.
- Elaborar cuentos, poemas y narraciones multimedia (en español, en inglés…)
- Hacer montajes musicales: canciones en inglés, componer una música inédita...
- Producir vídeos tutoriales que expliquen cómo hacer una cosa determinada.
- Crear materiales didácticos multimedia sobre temas que puedan ser útiles para los demás compañeros o para alumnos de cursos inferiores…

- Alumnos profesores. Por indicación del profesor, un grupo de alumnos puede preparar una presentación multimedia sobre un  tema determinado de la asignatura, y posteriormente exponerlo en la pizarra digital a sus compañeros y al profesor, que harán preguntas y lo valorarán. Si al preparar su exposición temática lo requieren, pedirán asesoramiento al profesor, que les podrá orientar sobre el guión esencial, fuentes de información,,,

- Realizar exámenes con apuntes y acceso a internet. Como se sugiere en el enfoque del “currículum bimodal” (ver http://peremarques.blogspot.com.es/2011/09/que-es-el-curriculum-bimodal-i.html), los ejercicios de clase y exámenes que se refieren a cuestiones prácticas (a “saber hacer determinadas cosas”) los alumnos deberían poder hacerlos siempre con el apoyo de sus apuntes e Internet. Una tableta digital será el instrumento idóneo para proporcionar este apoyo a los estudiantes.

- Actividades individuales cuando cada alumno tiene una tableta. Si cada estudiante dispone de una tableta personal, resulta posible que los alumnos la utilicen también para realizar actividades como:

- Blog personal de cada alumno. Cada alumno elabora un blog, que también podrán ver sus compañeros y el profesor. Incluirá una presentación personal, anotaciones (post) sobre temas del interés del autor, y también algunos de trabajos que el profesor mande hacer concretamente allí.
- Toma de notas y elaboración de apuntes (memoria auxiliar) mediante programas de anotaciones, mapas conceptuales, pósters, programas de anotaciones y dibujo a mano alzada…
- Cada alumno hace "su" libro de la asignatura. En formato blog o wiki, cada alumno va recopilando información sobre los temas de la asignatura a medida que se trabajan en clase y va elaborando "su" libro de la asignatura.
- Actividades en la red social de la clase. Cada clase puede tener una red social cerrada donde los estudiantes dispongan de un perfil, espacios para compartir recursos (fotos, vídeos, documentos…), foros para ir dejando sus opiniones o dudas sobre determinados temas…

- En Educación Especial la tableta digital será útil para alumnos con determinadas minusvalías, por ejemplo:

- Alumnos con poca visión o ciegos: lectores de documentos y OCR que tengan la función de lupa o de lectura de voz del documento facilitarán la visión o audición del mismo.
- Alumnos con deficiencias auditivas: aplicaciones de reconocimiento de voz podrán leer en pantalla lo que el profesor u otras personas están diciendo.

Tengamos en cuenta que si se invierte en tecnología para terminar haciendo en clase lo mismo que se hacía antes, y además no se observan mejoras significativas en los aprendizajes de los estudiantes, en realidad no se ha invertido, simplemente se ha gastado en algo que no aporta valor añadido.

Aunque en muchos casos lo deseable será integrar los recursos TIC con soportes tradicionales de las actividades de aprendizaje (libros y libretas, murales, pósters…), la integración en las aulas de las tabletas digitales (o en su caso de los netbooks) debe conllevar un cambio en la metodología didáctica, en las actividades de enseñanza y aprendizaje que se realizan, buscando una mejora en los aprendizajes de los estudiantes y en su rendimiento académico.

Con todo, es comprensible que en una primera etapa se sigan utilizando también los materiales, recursos y actividades habituales antes de disponer de las tabletas. Manejar con soltura el dispositivo y descubrir el valor añadido de los nuevos modelos didácticos que ahora pueden aplicarse en el aula puede llevar un tiempo. 

FUENTES DE INFORMACIÓN
Wiquipedia: Steve Jobs

3 comentarios:

Mada dijo...

Hola saludos Pere, me ha parecido una exposición sobre el uso de las tabletas y las netbooks muy interesante, a pesar de que nosotros estamos a años luz de tenerlas en el aula, yo personalemente utilizo una tableta y creo que puede ser muy beneficiosa para los alumnos en el aula. Espero poder comprobarlo pronto.
Gracias por compartirlo. Mada

Camara Trasera dijo...

Thanks for this post. I am just starting the process of turning my experience with customizing WordPress themes into a side world wide web layout business. I appreciate the tips, and also the confirmation that I’m not crazy for trying to make this perform for a business.

Camara Trasera

Paco Núñez-Romero Olmo dijo...

Muchas gracias por el trabajo que haces en la difusión de tus investigaciones sobre el uso de las TIC en educación y, especialmente, sobre el uso de las tabletas. Estoy preparando un Trabajo de Final de Máster sobre este tema en concreto que, además, contiene una propuesta práctica de desarrollo de una unidad didáctica en formato de libro electrónico interactivo para iPad y creo que vas a salir citado en muchas ocasiones. Lo dicho, gracias por compartir todo esto.